Plaza Nueva

  • Diario Digital | lunes, 23 de septiembre de 2019
  • Actualizado 11:11

COMARCA

Una persona fallece en las riadas de ayer

Imágenes sobrecogedoras las que no dejó ayer las inundaciones en diferentes puntos de la geografía Navarra, especialmente en la zona media y la Ribera y se ha abierto el tráfico entre la AP-15 y Tafalla.

La riada en Alfaro
La riada en Alfaro
Una persona fallece en las riadas de ayer

En la tarde de ayer, pasadas las 20.25h, se recibió un aviso en el 112 por una persona cuyo vehículo había sido arrastrado por la corriente cerca de la localidad de Ezprogui.

Hasta el lugar se desplazaron efectivos de Policía Foral y de bomberos que localizaron el vehículo. Al parecer, su ocupante había logrado salir del mismo. Posteriormente, ya de madrugada, se pudo localizar el cuerpo del conductor a varios cientos de metros de distancia.

El rescate en ese momento resultó imposible por la cantidad de agua que discurría por la zona, por lo que lo único que se pudo hacer es asegurar el cuerpo hasta intentar su rescate por aire.

Esta mañana, a las 08.00, ha comenzado el rescate. Con bastante dificultad se ha logrado extraer el cuerpo con un helicóptero. El cadáver ha sido trasladado al Instituto Navarro de Medicina Legal para realizar la autopsia.

En estos momentos, la Brigada de Atestados de Policía Foral se ocupa del atestado y estudia la dinámica del accidente.

66579f7b-604c-4714-8720-43a2f812a090

De madrugada también ha sido posible restablecer el tráfico entre la Autopista de Navarra (AP-15) y la localidad de Tafalla, una de las más afectadas por la avenida extraordinaria del Cidacos de ayer tarde. Por el contrario, el acceso a Pueyo desde la AP-15 continúa cerrado.

El Cidacos, que pasó a las 17.40 h. de tener una altura de 0,11 metros en la estación de aforo de Olite, superó los 4 metros de altura a última hora de la noche, después de que se registraran lluvias torrenciales (la estación meteorológica de Guetadar superó los 160 litros por metro cuadrado ayer tarde y la de Tafalla los 100 litros) que cuatriplicaron las previsiones meteorológicas, que predecían precipitaciones de hasta 40 litros.

Los daños materiales causados por el río han sido de gran alcance, afectando a coches, garajes, bajeras, sótanos, locales comerciales, industrias, zonas deportivas y a la propia carretera N-121 (Pamplona – Tudela), a la altura del pk. 30. También se interrumpió el tráfico ferroviario.

La Presidenta de Navarra, Uxue Barkos, y la consejera de Presidencia, Función Pública, Interior y Justicia, Mª José Beaumont, ambas en funciones, se desplazaron anoche a la sala de coordinación de Sos Navarra 112 para seguir en directo el dispositivo de atención de esta emergencia, en el que participaron los recursos de bomberos, policía y protección civil del Gobierno de Navarra, así como Guardia Civil y policía local de Tafalla.