Plaza Nueva

  • Diario Digital | sábado, 19 de septiembre de 2020
  • Actualizado 03:53

Pacto Local por la Conciliación en Corella

Pacto Local por la Conciliación en Corella

El Pacto Local por la Conciliación en Corella, tiene su base en fomentar la igualdad de género y de promover los tiempos en las actividades familiares con respecto al trabajo laboral.



Como ya conocemos, cada día más, la mujer ocupa un sitio en el marco laboral e igual que el hombre comparte jornada de trabajo, el pacto local pretende compaginar los tiempos de ocio en la familia, estos tiempos son igual para todos sus miembros, para la mujer, el marido y los hijos, fomentar la igualdad es apoyar el descanso de todos, porque los tiempos son compartidos y por ese motivo deja más tiempo libre a los miembros.



En casa todos los miembros somos iguales, todos tenemos nuestras obligaciones, nuestros tiempos de descanso son comunes, por ese motivo el pacto local intenta conciliar la familia, para realizar las tareas comunes de la vivienda, en la mayoría de los casos son los padres, en otros la madre o el padre, cargándose con todas labores que deberían ser compartidas por todos sus miembros, por ese motivo el pacto local estriba en la base de realizar actividades que fomenten los tiempos libres de la familia.



Unas veces las actividades pretenden dar un respiro a mujeres que tiene a su cargo algún enfermo, en otros casos favorecer a los padres en el cuidado de los hijos mientras trabajan, otros impulsan el apoyo en las labores de la casa, todas están relacionadas en respaldar el tiempo libre de la mujer, que normalmente es la que realiza estas tareas.



Cada día más, este rol donde todos los miembros ayudan en las tareas es mayor, y ese avance se debe a la concienciación de los pactos y de los mensajes que nos llegan a través de la educación familiar, tiene que ver con las asociaciones de apoyo a la mujer y a la familia.



La familia tal como se define en sus términos es el entorno donde están representados todos sus miembros, y como tal todos tienen sus derechos y sus obligaciones, todos estos elementos salen beneficiados de la comunidad, hablamos de bienes comunes y sociales que permiten a la familia tener unos valores importantísimos en nuestra sociedad y la cultura, cada día más la educación de la familia aporta unidad y desarrollo, donde la mujer tiene un papel fundamental y todos sus elementos apoyan el “status” como unidad de la misma.



La organización familiar ha cambiado desde que la mujer empezó a tomar parte del mercado laboral, sin embargo todavía queda bastante para que la comunidad familiar sea total, mientras tanto las asociaciones de apoyo a la mujer y a la familia estarán fomentando acciones que promuevan la igualdad.



En pocas palabras dar un respiro a la mujer.