Plaza Nueva

  • Diario Digital | sábado, 06 de junio de 2020
  • Actualizado 16:32

Discursos populistas

Discursos populistas

Los discursos populistas, demagógicos y xenófobos están proliferando en los últimos años, reforzando los prejuicios que tenemos. Este tipo de discursos crean barreras entre un “nosotros” y “ellos”, se basan en identificar y culpar a los “otros”, a las personas “diferentes”, de los problemas sociales y económicos que nos preocupan. Tratan de buscar un chivo expiatorio donde descargar nuestras inseguridades y ansiedades ante un mundo en continuo cambio y un mundo que genera enormes desigualdades y grandes desplazamientos de personas. Son discursos simplistas que culpabilizan al más débil, a nuestras nuevas  vecinas y vecinos que llegan a estas tierras, de la misma forma que lo hicieron nuestras abuelas y abuelos que emigraron en otros tiempos con la intención simplemente de ganarse la vida.

En Navarra hoy la situación, en relación con la desigualdad y la pobreza, es considerablemente mejor que en otras CCAA. La incidencia de la pobreza ha ido disminuyendo progresivamente en la Comunidad Foral. El índice de Gini o la ratio S80/S20 también coinciden en esa línea descendente de la pobreza y la desigualdad, de forma que sitúan a Navarra en niveles por encima de la mayoría de regiones europeas.

El derecho a la Renta Garantizada y el derecho a la Inclusión Social ha sido fundamental para la lucha contra la pobreza en Navarra, de esta forma se favorece la igualdad y la cohesión social. Además hay que recalcar que la inversión que se realiza en Renta Garantizada revierte el 100% a la economía Navarra. En 2018 se destinaron 82,9 millones de euros a estos ingresos mínimos familiares y en 2019 se ha valorado un retorno económico de 83 millones, 1.039 empleos y 13,89 millones de recaudación fiscal.

De todas formas, según los últimos datos no se consigue superar el umbral de la pobreza severa por la mayoría de los hogares que la sufren y no se ha logrado erradicar el impacto de la crisis. Queda mucho por hacer.

En la Ribera, debido a la estrategia de austeridad y recortes aplicada por UPN-PSN ante la llegada de la crisis,  partimos de una situación de desventaja y hoy seguimos acusando una mayor incidencia del nivel de pobreza y desigualdad. 

Desde ARIZ pensamos que aprender a vivir en sociedades diversas es un gran reto y asegurar unos ingresos mínimos para todos los hogares es una garantía de una sociedad cohesionada e igualitaria.

Por ello, vemos prioritario, que en esta zona se inicie un Plan consistente de política Anti rumores, liderado por la administración, para desactivar ideas preconcebidas relacionadas con la diversidad cultural y para desmontar prejuicios que nada tienen que ver con la realidad.

A la vez es necesario garantizar unos recursos mínimos a todos los hogares.  Muchos pensionistas están en una situación muy precaria, que con su pensión no les llega más que para la mitad del mes y esta situación la llevan arrastrando desde hace más de una década, no hay nada más importante y prioritario que invertir en ellos.

Subir las pensiones mínimas y mejorar la Renta Garantizada en Navarra es posible y hay recursos para hacerlo ya. Es la mejor forma de apostar por la convivencia y la igualdad.

Asamblea de Izquierdas de la Ribera - Erriberako Elkarte Ezkertiarra