Plaza Nueva

  • Diario Digital | viernes, 14 de agosto de 2020
  • Actualizado 15:27

Madre primeriza en fiestas

Madre primeriza en fiestas

¿Qué nos está pasando? ¿De verdad los seres humanos tenemos tan poca memoria?

Durante todo el estado de alarma, mi familia y yo hemos permanecido en casa aislados, como todo hijo de vecino, ya que en nuestro entorno hay personas de riesgo.

Hace unos meses las televisiones daban noticias aterradoras, con cifras muy altas de personas que fallecían por causas del coronavirus, y otras tantas que habrán fallecido sin saber si eran positivos o no y, también, daban otras noticias sobre la solidaridad de las personas, que cada día a las 20 horas salían a aplaudir a sus balcones en agradecimiento a todas esas personas que estaban en primera línea.

¡Qué poco nos ha durado! Ahora salimos a la calle y ¿qué vemos? Gente sin mascarilla o llevándola en el brazo, tapando la garganta o tapando solo la boca. Vamos que se puede contar con los dedos de una mano las personas que la llevan correctamente.

Ya sabemos que este año no va a haber fiestas de Santa Ana persé, pero eso no nos va a parar para poder celebrar las fiestas en honor a nuestra patrona. 

El problema es que me da mucho miedo salir a la calle sabiendo lo que me voy a encontrar, y más aún ahora que soy madre y temo por la salud de mi bebé que no lleva ningún tipo de protección.

Este año hubiesen sido sus primeras fiestas. Habría recibido su primer pañuelico como todos los años, rodeado de toda la familia y amigos. Le hubiesemos llevado a las ferias y a los fuegos, a los encierros y al toro de fuego. Y ahora, sin embargo, me da miedo el sacarle simplemente por la calle un día cualquiera por miedo a que gente irresponsable e insolidaria pueda contagiarle y contagiarnos a todos los demas. Por favor, en estas "fiestas" llevemos todos la mascarilla puesta, no es un adorno ni un complento. ES SALUD.