Plaza Nueva

  • Diario Digital | domingo, 08 de diciembre de 2019
  • Actualizado 20:29

RIBERA

El Hospital de Tudela abre un punto de apoyo a la lactancia

El centro prevé para final de año la culminación de la fase 3 de la Iniciativa para la Humanización de la Asistencia al Nacimiento y la Lactancia (IHAN) promovida por UNICEF y la OMS.
Una pareja, con su hijo recién nacido, en el punto de lactancia del Hospital de Tudela
Una pareja, con su hijo recién nacido, en el punto de lactancia del Hospital de Tudela
El Hospital de Tudela abre un punto de apoyo a la lactancia

El Hospital Reina Sofía de Tudela (HRS) ha abierto recientemente un espacio de apoyo a la lactancia materna para humanizar la estancia de madres y bebés en el recinto hospitalario y contribuir, así, a la apuesta impulsada por el Departamento de Salud de favorecer el amamantamiento. El punto ha sido ubicado junto al salón de actos del centro hospitalario, al lado de la cafetería del recinto.

La nueva zona de lactancia pone a disposición de madres y bebés un espacio reservado, íntimo y cómodo. El amamantamiento del bebé no se rige por horarios establecidos por lo que es habitual que el lactante tenga necesidad de ser alimentado en cualquier lugar. En este sentido, apoyar y fomentar la lactancia materna es un valor incuestionable y necesario que debería implicar a toda la sociedad. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda esta forma de alimentación de forma exclusiva desde una hora después del nacimiento hasta los seis primeros meses de vida.

La instalación del espacio de lactancia era una asignatura pendiente para el hospital de Tudela dado que el centro está inmerso en la tramitación de la fase 3 de la Iniciativa para la Humanización de la Asistencia al Nacimiento y la Lactancia (IHAN) promovida por UNICEF y la OMS. Esta iniciativa, que cuenta además con el apoyo del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, proporciona a los centros acreditados un programa que facilita la tarea de iniciar, apoyar y aumentar la duración de la lactancia materna. La culminación del proceso para convertirse en hospital IHAN se consigue tras haber superado cuatro etapas en las que se exige implantar los diez pasos para el éxito de la lactancia materna establecidos por la OMS, acatar el código de comercialización de sucedáneos, conseguir un 75% de lactancia materna exclusiva hasta el alta, atender de forma respetuosa y amigable a la madre en el parto y ofrecer el apoyo necesario a madres que decidan no amamantar.

Requisitos para la Fase 3 de la IHAN

Los hospitales adheridos a la IHAN son conocidos como "hospitales amigos de los niños". El Reina Sofía está en la penúltima etapa (Fase 3) para conseguir culminar este proceso. Dado que es un período de difusión, el centro está inmerso en la consecución del objetivo a través de la realización de cursos de formación sobre lactancia que ya ha cumplimentado el 80% de la plantilla a la que se dirigen. Además, los protocolos y las guías de atención a la lactancia, parto normal y a las madres que no amamantan ya están disponibles. También, se ha consensuado el protocolo de atención a recién nacidos, en Atención Primaria, antes de 72 horas tras el alta. El centro prevé acreditar la fase 3 a finales de 2019.

Los indicadores de resultados tras la implicación en la IHAN arrojan un balance muy positivo. El hospital de Tudela ha sobrepasado el 75% de lactancia materna exclusiva (desde el nacimiento hasta el alta), uno de los requisitos para ser acreditado. En 2018 el índice de lactancia materna exclusiva alcanzó el 84´9%. Además, se ha conseguido que los indicadores de lactancia materna y lactancia materna exclusiva en el momento del alta sean prácticamente iguales, situación en la que la cohabitación de madre y bebé durante las 24 horas posteriores al parto ha influido de forma fundamental. Igualmente positiva ha sido la reducción de suplementos que se administran al bebé, que han pasado del 14´7% en 2015 a un 6´4% en 2018.