Plaza Nueva

  • Diario Digital | martes, 19 de enero de 2021
  • Actualizado 03:47

TARAZONA

La mariposa podalirio y mi alberjal

Los depredadores ayudan a controlar las plagas de animales perjudiciales.
Los depredadores ayudan a controlar las plagas de animales perjudiciales
Los depredadores ayudan a controlar las plagas de animales perjudiciales
La mariposa podalirio y mi alberjal

En este momento, los árboles se encuentran arrojando las últimas hojas preparándose para el letargo invernal y con la última bajada de temperaturas las poblaciones de la mayoría de los insectos también han pegado un descenso en sus poblaciones. Pero hasta hace poco disfrutábamos de unas increíbles temperaturas a las puertas de noviembre. 

A lo largo de este pasado mes de octubre, durante esos días soleados de los que hemos disfrutado tanto, algunas de las mariposas más vistosas de la península ibérica realizaron algunas puestas con la esperanza de que a sus larvas les diera tiempo de pupar antes de la llegada de los primeros fríos. La macaón y la podalirio son dos especies de mariposas que, en nuestra comarca, realizan dos series de puestas a lo largo de la primavera y el verano (mayo–septiembre). O sea, que durante este periodo un adulto emerge de la crisálida o pupa del otoño pasado, se aparea, realiza la puesta, nacen las orugas, pasan al estado de pupa para posteriormente emerger otro adulto que volverá a realizar este proceso hasta que sus larvas consigan transformarse en crisálida antes de las primeras lluvias del otoño. 

Mientras que la macaón utiliza el hinojo como planta huésped para poner sus huevos la podalirio (Iphiclides podalirius) lo hace sobre Prunus, especialmente en endrino (Prunus spinosa) o arañones como se le conoce en Tarazona.  

Mariposa podalirio

A mitad del verano una hembra de esta hermosa especie depositó una serie de huevos sobre las hojas de mi alberjal. Alrededor de una docena de diminutas orugas, distantes entre ellas y situadas estratégicamente en el centro de cada hoja, comenzaron a desarrollarse sin problemas en el árbol ya que no aplico insecticidas sobre mis frutales para comerme sus frutos sin residuos químicos. Podría haberlas quitado a mano, pero como no es una especie que afecte negativamente al desarrollo del árbol decidí dejarlas para poder observar su crecimiento y tomar algunas fotografías. 

Casi diariamente me acercaba para comprobar como iban desarrollándose esas pequeñas orugas que, tras tejer sobre la hoja una fina malla de seda para garantizar su fijación durante los días ventosos, permanecían totalmente inmóviles confiando en su extraordinario mimetismo camufladas perfectamente en el haz, ya que sus cuerpos verdes presentan unas líneas dispuestas como los nervios de las hojas. 

Cuando la temperatura era la adecuada se desplazaban lentamente hasta el canto de la hoja para alimentarse imitando el movimiento de la planta cuando ésta oscila con el viento. 

Misteriosamente las pequeñas orugas iban desapareciendo día a día, seguramente devoradas por aves insectívoras, avispas, mantis o los numerosos depredadores que moran en un huerto libre de pesticidas hasta que sólo quedó una de la docena que inicialmente colocó esa mariposa. A ésta superviviente pude hacerle un seguimiento hasta que se transformó en crisálida sobre una ramita seca donde permanecerá en ella hasta la primavera siguiente cuando emerja un nuevo adulto en busca de pareja. 

Esto demuestra la eficacia de los depredadores en el control de las poblaciones de insectos, roedores y otras plagas de nuestros cultivos y jardines. Aunque algunos son diminutos y discretos, los seres vivos que cazan desde mosquitos hasta roedores contribuyen al control de los agentes transmisores de enfermedades que pueden afectar tan negativamente a la salud pública y economía global. 

Construyendo un estanque en nuestro jardín, donde acudirán anfibios y libélulas, colocando cajas nido o refugio para pájaros insectívoros y murciélagos respectivamente e instalando un comedero durante el invierno en nuestro huerto o finca de recreo mantendremos a procesionarias del pino, moscas y demás animales perjudiciales a raya. 

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad