Plaza Nueva

  • Diario Digital | domingo, 05 de julio de 2020
  • Actualizado 09:39

CADREITA

“Que la empresa sea uno más de la familia”, clave del éxito

José María Urtasun recogió el Premio AER al Relevo Generacional 2019

José María Urtasun con su hermana Lola
José María Urtasun con su hermana Lola
“Que la empresa sea uno más de la familia”, clave del éxito

Con 60 años y una nieta en camino, “que ya viene a la empresa en la barriga de su madre”, -su hija, que también forma parte de su equipo de trabajo-, José María Urtasun recogió el jueves el Premio AER al Relevo Generacional 2019 de la mano de Domingo Sánchez Arteaga, presidente de la entidad.

En su humilde intervención, agradeció la recepción del premio. “Es un acicate para hacer las cosas cada día un poco mejor”, dijo. A Mario Sánchez y Ricardo Comín les indicó que su Premio, “como colega, había visto de primera mano que era más que merecido”, destacó.

Al recordar a su Padre, Pedro, promotor de Urtasun, sintió recordar que nos dejó en 2003. Destacando que trabajó codo con codo con Él durante 20 años tras estudiar ingeniería e incorporarse en su taller.

Por ello, hizo balance sobre la trayectoria de Urtasun, incidiendo en que “llevan tiempo preparando el relevo”, al recordar que en ello, el 70% de las empresas familiares fracasan. Por eso, destacó que, “por lo que le dice su experiencia, hay un tema crucial antes de comenzar el relevo, que no es otro que la empresa sea uno más de la Familia. Que cada uno, haga lo que haga, tenga la empresa como parte de su proyecto personal y profesional”, con esa base, todo se puede adecuar, aseguró. 

José María Urtasun con su familia

“El tipo de relevo generacional es muy distinto en cada persona”, explicó. “El de mi Padre hacia mí. Tanto mi hermana Lola -que se incorporó a la empresa en 2004-, como yo y nuestros hijos, hemos tenido la libertad de elegir cómo relacionarnos con nuestra empresa”, de formas diferentes, pero con un rasgo en común, “nuestro amor por ella, nuestra actitud y nuestro deseo de que siga creciendo para la familia y para la sociedad”, apostilló.

“Las cosas cambian de generación en generación. Y qué os voy decir de las relaciones paternofiliares”, dijo. “¡Y cuánto nos cuesta soltar las riendas y dejarlas en manos de los que vienen!”, reconoció.

Para concluir, agradeció a Alcalde de Marcilla, Comité de Empresa y a su equipo su apoyo y acompañamiento.