Plaza Nueva

  • Diario Digital | miércoles, 20 de noviembre de 2019
  • Actualizado 08:26

RIBERA

Impulso al emprendimiento extranjero femenino en la Ribera

Cinco mujeres han abierto negocios en Tudela y Peralta.

Curso de emprendimiento impartido en la Ribera a mujeres extranjeras
Curso de emprendimiento impartido en la Ribera a mujeres extranjeras
Impulso al emprendimiento extranjero femenino en la Ribera

El Servicio Navarro de Empleo-Nafar Lansare (SNE-NL), a través del Consorcio EDER, ha puesto en marcha por primera vez un el programa “Emprendimiento extranjero femenino” para contribuir a la apertura de nuevos negocios por parte de mujeres extranjeras de la Ribera de Navarra. El programa ha contado con una financiación de 15.000 euros, destinada al desarrollo de la asistencia técnica del programa.

El objetivo de este novedoso programa, que se encuadra dentro del proyecto “Asistencia para políticas de igualdad de género y no discriminación laboral”, es favorecer el acceso al mercado laboral de las mujeres inmigrantes mediante el emprendimiento, contribuyendo a fortalecer el tejido empresarial en esa zona navarra.

En 2018, el Consorcio EDER y el SNE-NL realizaron una experiencia piloto para ayudar a emprender a personas de ambos sexos de origen extranjero, ya que el 25% de las atenciones en materia de emprendimiento en la Ribera de Navarra son de personas inmigrantes, un porcentaje que se ha triplicado respecto a 2013.

A lo largo del período de ejecución del programa, desde enero a abril de 2019, de un total de 27 mujeres asesoradas, cinco han puesto en marcha sus negocios. Las nuevas actividades son: una peluquería, una empresa de compraventa de vehículos, una cafetería restaurante, una tienda de venta de ropa árabe y un centro de estética. En cuanto al lugar de origen de las mujeres que regentan estas actividades, dos son de origen latino, dos de Europa del este y una de origen árabe. Estas cinco mujeres emprendedoras llevan tiempo residiendo en España y han llevado a cabo un “emprendimiento maduro”, referido al que realizan personas que conocen el idioma y la cultura española, por lo que no han tenido dificultades para abrir sus negocios.

El SNE-NL y EDER han ayudado a estas mujeres y a todas las interesadas en poner en marcha algún negocio, con atenciones individualizadas y seguimientos personalizados. También se han llevado a cabo talleres formativos que pretenden resolver las dudas que surgen al plantearse la idea de poner en marcha una idea de negocio. En estos talleres se han tratado cuestiones como el análisis de la idea de negocio, las capacidades emprendedoras, fuentes de financiación, trámites a realizar y puntos clave para desarrollar un plan de empresa. Dentro de esta formación se hace hincapié en los procesos relacionados con competencias digitales (aprender a utilizar RRSS, correo electrónico; creación de una página empresarial en Facebook, creación de un perfil profesional en Linkedin).

El Consorcio EDER atendió a 27 mujeres emprendedoras extranjeras, un 45% del total de las atenciones al colectivo de origen inmigrante.

La Ribera de Navarra cuenta con una población de 119.515 personas, de las cuales 20.816 son de origen extranjero. Las mujeres inmigrantes son 9.876, el 47% de la población de origen extranjero.

Durante la ejecución del programa, Consorcio EDER atendió a 60 personas de origen extranjero, de las cuales 27 fueron mujeres, lo que representó el 45% de las atenciones, manteniéndose así la representatividad femenina registrada en 2018. Durante ese año, el número de atenciones a mujeres extranjeras emprendedoras ascendió a 40, que representa el 44%.

El mayor porcentaje de emprendimiento recae en mujeres procedentes de países de origen latino, principalmente de Ecuador y Argentina, seguido del de mujeres marroquíes. El resto, un 29%, proceden de República Dominicana, Perú, Brasil o Bolivia.

Desde el punto de vista territorial, la localidad donde viven mayor número de emprendedoras y donde quieren instalar sus negocios es Tudela, municipio que además de concentrar el mayor número de atenciones cuenta con los perfiles más variados. El 67% de mujeres inmigrantes emprendedoras tiene intención de poner en marcha su negocio en la ciudad ribera, mientras que el 33% se plantea otros municipios cercanos como Cintruénigo (22% de las atenciones realizadas) y la Ribera Alta (8% de atenciones divididas en localidades como Funes o Peralta / Azkoien).

Por otra parte, las principales ideas de negocio que se proponen por parte de las emprendedoras están relacionadas con negocios de hostelería, puesta en marcha de bares, cafeterías o restaurantes, así como centros de estética o peluquerías.

Servicios de apoyo al emprendimiento inmigrante desde 2018

Cada vez más, el emprendimiento se valora como una alternativa de acceso y permanencia en el mercado de trabajo por parte de la población de origen inmigrante asentada en la Ribera. Es por lo anterior que desde el año pasado, el SNE-NL colabora con el consorcio EDER para la realización de itinerarios de emprendimiento más intensivos con personas inmigrantes. En 2018, fruto de esta colaboración, se puso en marcha una experiencia piloto en emprendimiento extranjero, y como funcionó bien, este año lo han vuelto a poner en marcha pero, centrado en ayudar a la mujer extranjera que quiere emprender.

Estos servicios de refuerzo se adaptan a las necesidades particulares de las personas inmigrantes que presentan algunas dificultades respecto al resto de emprendedores y emprendedoras. EDER ofrece formación básica sobre la puesta en marcha de un negocio, orienta sobre la viabilidad de los mismos y, como aspecto destacado, realiza un seguimiento durante las primeras etapas de estas nuevas empresas con el objetivo de que estos negocios tengan una continuidad.