Plaza Nueva

  • Diario Digital | viernes, 22 de noviembre de 2019
  • Actualizado 03:57

TUDELA

San Nicolás estará ‘sujeta’ en mayo

San Nicolás estará ‘sujeta’ en mayo

Las obras de consolidación de la antigua iglesia de San Nicolás en Tudela finalizarán a principios de mayo, pese a que estaba previsto que lo hicieran un mes antes. Algunas “complicaciones en la construcción”, todas dentro de la normalidad qu conlleva la evolución de los trabajos según el arquitecto Eduardo Barceló, han hecho que finalmente se retrase la fecha de finalización.

No obstante, la visita que realizaron algunos miembros de la Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Tudela este lunes al templo desacralizado sirvió para comprobar que los resultados de los trabajos ya son un hecho. “La primera parte de nuestro trabajo ha consistido en labores de apeos, para que los operarios Trabajen con seguridad, y todo el sistema de pilotaje para apoyar la base del edificio”, señaló Barceló.

"Ya damos por eliminado cualquier peligro de derrumbe"

Eduardo Barceló

Arquitecto de B.A.B, empresa adjudicataria

De esta forma, las obras han conseguido que la iglesia deje de estar sustentada en el abovedamiento del río Mediavilla, lo que había provocado un deterioro importante de sus cimientos debido a las humedades y las filtraciones. “Ahora, con los micropilotajes hacemos una especie de puente y cosemos las estructuras de la iglesia a las nuevas vigas, que se quedarán ahí para reforzar los cimientos”, añadió Barceló, quien insiste en que “se da por estabilizada la iglesia, eliminando cualquier peligro de derrumbe”. Todo este proceso ha supuesto la utilización de unos 180.000 de los 380.789 euros del presupuesto total.

También en la torre

La restauración de la torre también ha comenzado y en breve se prevé que comiencen los acondicionamientos de las cubiertas. “Hay algunos contrafuertes que se han dañado tanto debido a la falta de criterio en las obras sucesivas de hace siglos que ha habido que reconstruirlos para evitar que el peso del edificio se volcase hacia la calle San Nicolás”, relató el arquitecto de B.A.B., la empresa adjudicataria.

Barceló explicó que todavía resta por realizar el hormigonado de las vigas para el recalce, la restauración de las cubiertas y también la colocación de una nueva cubierta de plomo para la torre. Los trabajos se han compaginado con la actuación sobre el terreno del arqueólogo tudelano Juanjo Bienes, durante la que se han hallado diversos restos humanos enterrados bajo el templo y apenas elementos escultóricos. “Tan sólo destaca una pequeña concha tallada indicativa del paso del Camino de Santiago”, detalló Bienes.

Casado: “El futuro uso lo determinará la siguiente corporación”

Aunque la comisión sobre el futuro uso de la iglesia de San Nicolás hará públicos en breve sus resultados y sugerencias, Luis Casado, alcalde de Tudela, recordó que ese es un trabajo “que, como se prometió, se deja hecho para la siguiente corporación”. “Serán el nuevo equipo de gobierno y los ediles quienes decidan qué proyecto llevar a cabo para dinamizar este espacio”, dijo el alcalde.