Plaza Nueva

  • Diario Digital | domingo, 28 de febrero de 2021
  • Actualizado 07:27

CORELLA

La producción de cereales aumenta un 15%

La producción de cereales aumenta un 15%

La producción de cereales en la campaña 2009-2010 alcanzó en Navarra las 733.000 toneladas, lo que supone un aumento de un 15% respecto a la campaña anterior, y de un 10% respecto a la media histórica. Así se puso de manifiesto el pasado jueves día 5 en la sede de EVENA (Estación de Viticultura y Enología de Navarra) en Olite, durante el transcurso de la jornada anual de balance de la campaña cerealística, organizada por el ITG Agrícola. La apertura de la jornada corrió a cargo del director general de Desarrollo Rural, Jesús Maria Echeverría, y contó con la asistencia de 120 personas entre técnicos y directivos de las cooperativas cerealistas y de las organizaciones agrarias de Navarra. En ella, además del balance de la campaña, se trataron temas como el control de malas hierbas o las orientaciones para la siembra de otoño.

La jornada, al detalle

Durante la apertura, Echeverría se refirió a la necesidad de buscar nuevos nichos de mercado para las producciones, y animó a los asistentes a buscar fórmulas para aumentar la eficiencia de los medios de producción mediante CUMA’s, secciones de producción en las cooperativas, etc. Además, remarcó la necesidad de seguir concentrando la oferta en el sector cooperativo, con la internacionalización como un reto a superar en un futuro próximo.

Tras las aportaciones llevadas a cabo por los técnicos del ITG Agrícola, tuvo lugar un debate en el que los productores dejaron sentir sus inquietudes respecto a la nueva normativa de la PAC que se espera a partir de 2013 o la problemática de la eliminación de muchas de las materias activas de fitosanitarios autorizadas, entre otros aspectos.

El ITG Agrícola valoró de forma positiva las cifras de la campaña 2009-2010. Sus técnicos explicaron que la metereología ha sido favorable en general, aunque hay que citar la excesiva lluvia en la Baja Montaña en invierno o la sequía habitual de marzo y abril en la Ribera frente a un excepcional mes de junio con lluvias y temperaturas suaves que ayudaron a la maduración del trigo en todas las zonas.

El trigo blando es el cultivo que mejores resultados ha presentado en todas las zonas, lo que unido al incremento de su superficie de cultivo (en un 22%), ha llevado a un significativo aumento de la producción, el 35%, en el caso de este cereal respecto a la campaña anterior.

La cebada, más sensible a los excesos de humedad, ha presentado resultados mediocres en las zonas húmedas y muy buenos en la zona media de Navarra. Ha disminuido su superficie respecto a la campaña anterior (un 9%), a pesar de lo cual, su producción global ha crecido un 4% respecto a 2009.

Por otro lado, los cultivos alternativos como la colza, el guisante y las habas han ofrecido también resultados muy interesantes y es de esperar, según explican los técnicos, que esto anime a su cultivo y pueda ir superándose la intensidad del monocultivo actual.

En esta campaña, los problemas de contaminación de malas hierbas en la Zona Media y los de mal de pie (tipo de hongo) en los trigos de resiembra en las zonas lluviosas han vuelto a ser los más significativos, estando ambos muy relacionados con el sistema de cultivo actual de monocultivo, siembras muy tempranas de otoño y laboreos superficiales. Las pérdidas de cosecha por estas causas han superado el 50% en algunas parcelas.