Plaza Nueva

  • Diario Digital | viernes, 27 de noviembre de 2020
  • Actualizado 04:41

TUDELA

El judo ribero se luce en los Juegos Deportivos infantiles y cadetes

El judo ribero se luce en los Juegos Deportivos infantiles y cadetes

Los judokas riberos que asistieron a la primera jornada de los Juegos Deportivos de Navarra de categoría infantil y cadete cosecharon grandes resultados. La cita, celebrada en el polideportivo Trinquete de Mendillorri este pasado fin de semana, puso de manifiesto el buen estado de forma de los deportistas de los tres clubes de la comarca: el Shogun, el Ribera Navarra y el Íbero.

Por parte del Shogun, en categoría cadete, lograron obtener puntuación en esta primera jornada Nicolás Díez, Rubén Aldaz, Ana Cantero y Adrián Muela. Por parte de los infantiles, Andrea Rodríguez, Leyre y Aitana Gracia, Álvaro Rojas y Patricia Ranedo también pudieron conseguir puntuación en esta su primera jornada. En quinto puesto se quedaron Esmael Salhi, y Nicolás Ustarroz que aun haciendo buen papel no pudieron optar a puntos. El resto de deportistas que participaron fueron Jordi Orozco, Yurian León, David Villa, Eduardo Mantilla y Diego Royo.

El Judo Club Íbero de Tudela consiguió 3 primeros puestos de la mano del cadete, Pablo Marín en más de 90 kilos, y de las infantiles, Adela Marín en la categoría de más de 63 kilos, y de Ana Julia Leal, en menos de 36 kilos. Ambas ganaron la final por ippon, la máxima puntuación, los que les convierte en las favoritas de sus respectivas categorías.

El citado club, también estuvo representado por Rita Marín, Ana María Lungu, María José Fernández, Cristopher Pintado, Óscar Pérez, Andrea Sánchez y Mihail Lungu, que a pesar de realizar un gran papel en el torneo, no lograron estar dentro de los tres primeros.

Por otra parte, el Judo Club Ribera Navarra se desplazó hasta Mendillorri con seis judokas, que consiguieron un primer puesto, un segundo y dos quintos. El primer puesto fue obtenido por la fontellera, Ana chueca, en la categoría cadete de menos de 44 kilos, ganando todos sus combates por ippon. Su compañero de club, Christian Pérez, cxadete de menos de 81 kilos, llegó a la final también ganando por ippon, pero perdió la final contra un judoka mucho más experimentado.

Cabe destacar la actuación de los infantiles Álvaro Lasheras y Miguel Gómara, que pasaron varias rondas hasta llegar a semifinales en unas categorías con muchos participantes, pero que no pudieron seguir viaje hasta la final, uno por lesión en la rodilla y el otro porque perdió por una pequeña ventaja. Noelia Sáinz y Pablo Balmont, por su parte, ya están listos para empezar su remontada tras una primera jornada no demasiado positiva.