Plaza Nueva

  • Diario Digital | lunes, 09 de diciembre de 2019
  • Actualizado 01:10

NAVARRA

El Colegio Navarro de Periodistas / Nafarroako Kazetarien Elkargoa y la Asociación de Periodistas de Navarra condenan las agresiones a profesionales de la información en el carnaval de Ituren

Desde ambas entidades mandan una llamada de alerta a los agentes de la autoridad para que protejan tanto el derecho al trabajo de los profesionales de los medios de la comunicación como su integridad física. 

El Colegio Navarro de Periodistas / Nafarroako Kazetarien Elkargoa y la Asociación de Periodistas de Navarra condenan las agresiones a profesionales de la información en el carnaval de Ituren

El Colegio Navarro de Periodistas/Nafarroako Kazetarien Elkargoa y la Asociación de Periodistas de Navarra condenan las agresiones, insultos y amenazas sufridas en Ituren (Navarra) por los equipos de profesionales de la ETB, NavTV y medios de comunicación escritos mientras cubrían la información de la celebración de los carnavales.

Desde ambas organizaciones —que representan al colectivo de periodistas e informadores— muestran su total solidaridad y apoyan a los compañeros que han sido objeto de las acciones de un grupo de personas, escondidas tras las máscaras, que en nada representan a un pueblo, merecedor de todo el respeto y consideración, que celebraba su jornada festiva con la visita de sus vecinos de Zubieta.

Los profesionales de la información sufrieron golpes en sus cámaras, agresión física, advertencias chulescas, insultos, amenazas y lanzamiento de fiemo mientras desarrollaban su trabajo. Lamentablemente estos hechos, que suponen un ataque contra la libertad de información, vienen repitiéndose con asiduidad en algunas poblaciones durante la celebración de los carnavales. Parece que la polémica estaba generada desde el año pasado en redes sociales a raíz de la publicación de imágenes con animales muertos manipulados en la celebración festiva, práctica que está prohibida.

Desde los dos colectivos envían una llamada de alerta a los agentes de la autoridad para que protejan tanto el derecho al trabajo de los profesionales de los medios de la comunicación como su integridad física, ya que deben acudir a estas localidades para cubrir la celebración de los carnavales y nadie debe coartar el ejercicio de la libertad de información con la intención de sustraer a la sociedad las noticias a las que tienen derecho. También, respaldan a estos profesionales de manera incondicional y les ofrecen todo aquello que en sus manos esté en relación a estos sucesos.

Recuerdan que este tipo de acciones también suceden en otras fiestas populares, en donde concurren constantes insultos y agresiones a los periodistas/informadores que, a pesar de cumplir con todas las normas, respetar las tradiciones, interrumpir y alterar lo mínimo posible el transcurso de los actos y hacer un extraordinario ejercicio de paciencia, mesura, respeto y educación, ven alterado su trabajo y ejercicio de la profesión con faltas de respeto y vejaciones que son intolerables.

Obstaculizar el derecho a la información, máxime en celebraciones de interés público y popular —muchas de ellas declaradas de interés turístico—, en una sociedad sana y democrática, abierta y dispar, no permitiendo a los medios realizar su trabajo, es reprobable e inadmisible.