Plaza Nueva

  • Diario Digital | viernes, 06 de diciembre de 2019
  • Actualizado 02:40

TUDELA

Un bombero tuvo que ser trasladado por la fuga de amoniaco en una empresa

Un bombero tuvo que ser trasladado por la fuga de amoniaco en una empresa de Tudela
Fuga de amoníaco en Tudela
Fuga de amoníaco en Tudela
Un bombero tuvo que ser trasladado por la fuga de amoniaco en una empresa

Un bombero tuvo que ser evacuado en ambulancia al Hospital Reina Sofía con síntomas leves de intoxicación por inhalación de amoniaco mientras trabajaba en el control de una fuga del gas en las instalaciones que la empresa AN Sociedad Cooperativa tiene en Tudela. El escape fue controlado por la tarde y no hubo ningún riesgo para la población a pesar de que se había generado una pequeña nube de gas tóxico.

La sala de gestión de emergencias de SOS Navarra fue informada a las 12.01 horas de que se había producido una fuga de gas amoniaco de una cámara frigorífica de la planta de AN situada en el pk.3,5 de la carretera NA-160 (Tudela-Corella). Los trabajadores que se encontraban en el lugar fueron desalojados de acuerdo con los protocolos de seguridad de la empresa y ninguno de ellos precisó asistencia médica.

Al lugar se movilizaron efectivos de los parques de bomberos de Tudela y de Peralta, así como patrullas de la Policía Foral y Policía Municipal de Tudela. SOS Navarra informó tanto al Hospital de Tudela como a los centros de salud de que se había producido la fuga por si se presentaba alguna persona con síntomas de una posible intoxicación, circunstancia que no se produjo.

También se activo la prealerta del Servicio de Carreteras por si, en colaboración con la Policía Foral, era preciso cortar el paso en alguna vía o camino en el caso de que lo aconsejara la evolución de la nube tóxica, pero tampoco fue necesario adoptar ninguna medida en ese sentido. 

Los bomberos cerraron la llave de paso del conducto desde el depósito de amoniaco hasta la cámara frigorífica con lo que la situación estaba controlada a las 13,17 horas. También finalizaron las labores de ventilación de la nave y no fue necesario actuar sobre la nube de gas, que se diluyó espontáneamente.