Plaza Nueva

  • Diario Digital | sábado, 21 de septiembre de 2019
  • Actualizado 11:42

Los inmigrantes no son el problema

Los inmigrantes no son el problema

Los países de la Unión Europea andan estos días desbordados por completo. La oleada de inmigrantes que están llegando desde un continente africano descompuesto y a la deriva, tiene en vilo a una comunidad ociosa, rica y ensimismada en su isla de bien. Sin embargo, la realidad ahí afuera es bien otra.

Entretanto, Europa, como no tiene proyecto de futuro ni de nada, no sabe resolver y atender este problema humanitario debidamente.

Somos nómadas por naturaleza, y así se ha construído y enriquecido la civilización a lo largo de la historia, de modo que no saber crear un continente modélico en todos los órdenes, frente a los grandes bloques exteriores -léase EEUU, Rusia, China, mundo islámico, etc.-, es garantizar la muerte de un modo de vida ideal. Así que mientras culpemos al pobre que se mueve por miedo o hambre, nunca podremos llegar a nada como alternativa idílica y viable. Si no reaccionamos, tenemos los días contados ante la realidad.