Plaza Nueva

  • Diario Digital | martes, 15 de octubre de 2019
  • Actualizado 00:55

Movilidad y transporte público

Movilidad y transporte público

Un año más nuestro ilustre Ayuntamiento se apunta a esto que se hace una semana al año y que se llama Semana Europea de la Movilidad y que pretende que las personas vayan en bicicleta o andando y que se olviden del coche aunque las siguientes 51 semanas sigamos teniendo coches y más coches por nuestras calles son cosas del postureo de este, los anteriores y de todos los ayuntamientos habido y por haber.

Pero lo que más choca es que un día al año el transporte público sea gratuito porque lo quieren fomentar, los 364 o 365 dependiendo si el año es bisiesto seguirá siendo igual, caro, inaccesible, impuntual y con un material móvil que más parece un vagón de ganado que otra cosa.

Si fuera verdad que quieren potenciar el transporte público, no dejarían que el servicio estuviera en manos de una empresa privada y que nos cuesta unos cuantos miles de euros a quienes vivimos en Tudela.

Dicen que con esta medida, -gratuito un día- es para dar a conocer el servicio.

A veces parece que quienes gestionan la cosa pública quieren que la ciudadanía parezca incauta a la que se puede engañar.

No es verdad por mucho que lo dijeran en campaña que quieran mejorar el transporte público.

El transporte público se mejora con el aumento de las frecuencias, que sea un servicio de lunes a domingo de todas la líneas, con un horario continuo desde primera hora de la mañana hasta la noche, con un aumento de líneas tanto a los polígonos industriales como a los de ocio, accesible para todas las personas, paneles informativos para personas sordas, servicio de megafonia para personas ciegas o deficientes visuales, de fácil acceso para personas con discapacidad, cochecitos de bebes y sobre todo con una mejora sustancial del parque móvil.

También se mejora con la adecuación de las paradas, un panel informativo que indique cuanto falta para la llegada de autobús, con el acceso a piso llano al mismo y desde luego no permitiendo que en algunas paradas haya un coche esperando a que el niño o la niña salga del colegio.

Pero sobre todo la mejor forma de mejorar y potenciar el transporte público es, que sean un servicio que sea gestionado por el propio ayuntamiento y no por una empresa privada.

Así es como debería de ser, lo de la Semana Europea de Movilidad y el día del transporte público es postureo aquí y en Sebastopol.