Plaza Nueva

  • Diario Digital | jueves, 18 de julio de 2019
  • Actualizado 19:46

Un conducir de tractor quintuplicando la tasa de alcohol

Un conducir de tractor quintuplicando la tasa de alcohol

Policía Foral ha detenido a cinco personas por delitos contra la seguridad ciudadana

Agentes de la Guardia Civil detuvieron este martes día 25 a una hombre que conducía un tractor en Caparroso y superaba en más de cinco veces la tasa legal permitida de alcoholemia.



La Guardia Civil fue avisada por un usuario que estaba viendo a un tractor circular de forma extraña en la N-121 a la altura del kilómetro 54.



Tras interceptar el tractor e identificar a su conductor, los agentes observaron que este presentaba síntomas evidentes de conducir bajo los efectos de bebidas alcohólicas, por lo que procedieron a realizar las pruebas de etilometría al conductor del vehículo, en las que arrojó un resultado de 1,40 mg por litro de aire espirado (primera prueba) y 1,44 mg por litro de aire espirado (segunda prueba), según informó en un comunicado la Guardia Civil.



Por ello, el conductor fue detenido. Se trata de R.R.I. varón de 36 años de edad, como presunto autor de dos delitos contra la seguridad del tráfico, uno por conducir bajo la influencia de bebidas alcohólicas y otro por carecer de permiso de conducción.

La Policía Foral ha detenido en los últimos días a cinco personas acusadas de cometer otros tantos delitos relacionados con la seguridad ciudadana en las localidades de Mutilva (Aranguren), Pamplona, Tudela, Berriozar y Villafranca.



En primer lugar, agentes de la Policía Foral detuvieron el pasado 15 de septiembre en Mutilva a un vecino de Burlada como presunto autor de un delito de robo con fuerza en grado de tentativa. Se trata de L.M.M., de 26 años y con antecedentes relacionados. Una persona descubrió dentro de su vehículo, que se encontraba estacionado, a un individuo que estaba manipulando su cartera. El sorprendido intentó huir pero fue retenido por el propietario hasta que llegó la Policía Foral y le detuvo.



Por otra parte, el 22 de septiembre agentes de la Policía Foral detuvieron en Pamplona a un vecino de esta localidad acusado de cometer un delito de desobediencia, resistencia, amenazas y falta de respeto a los agentes de la autoridad. Se trata de O.S.R.A., de 40 años y con antecedentes relacionados. Una patrulla de la Policía Foral observó en un parque cómo una persona mantenía una actitud desafiante ante una pareja con niños. La pareja comentó a los agentes que O.S.R.A. les estaba molestando. Este se negó a identificarse e insultó y amenazó a los agentes. Finalmente fue detenido.



Ese mismo día, 22 de septiembre, fue detenido en Tudela un varón sin domicilio conocido como presunto autor de un delito de hurto continuado. Se trata de W.G., de 24 años y con antecedentes. La Policía Foral recibió el aviso de un vigilante jurado de un centro comercial de Tudela que tenía retenido a un varón. Una vez en el lugar los agentes comprobaron que tenía varios objetos hurtados en una mochila y la Policía Foral investiga en estos momentos la posible participación de este varón en otros hurtos cometidos anteriormente en la zona del centro comercial.



También el 22 de septiembre agentes de la Policía Foral detuvieron en Berriozar a un vecino de Pamplona, de 21 años, acusado de cometer un delito de lesiones. Se trata de H.S., de 21 años y con numerosos antecedentes relacionados. La actuación comenzó cuando la Policía Municipal de Berriozar recibió el aviso de una pelea entre dos grupos de jóvenes. Primeramente los agentes de la policía local identificaron a tres personas, una de ellas presentaba un corte en una mano. Posteriormente procedieron a identificar a los componentes del otro grupo, entre las que se encontraba una persona que había sido agredida con una botella en la cabeza. Parece ser que anteriormente se había producido una discusión en una discoteca de la zona entre estas personas. La víctima fue trasladada al Complejo Hospitalario de Navarra y la Policía Foral instruyó el atestado.



Finalmente, el 23 de septiembre la Policía Foral detuvo en Villafranca a un vecino de Valtierra acusado de protagonizar un delito de lesiones. Se trata de G.U.G., de 20 años. La Policía Foral recibió el aviso de una pelea en Villafranca y una vez en el lugar los agentes descubrieron a una persona con la nariz rota y a otra, el presunto agresor, que había sido retenida por los amigos de la víctima. Según el testimonio de varios testigos, el posteriormente detenido estaba molestando a varias personas, una de ellas la novia del agredido. Cuando este le recriminó su actitud el agresor le pegó un puñetazo en la nariz. El agredido tuvo que ser trasladado al Hospital Reina Sofía de Tudela e interpuso la correspondiente denuncia. El agresor fue detenido.