• Diario Digital | Viernes, 16 de Noviembre de 2018
  • Actualizado 12:28

HANDBIKE

Sergio Pozos Pérez todo un Campeón de España sobre ruedas

El ciclista tudelano Sergio Pozos se proclamó el pasado 20 de octubre Campeón de la Copa de España de Ciclismo Adaptado 2018, en categoría MH3, al terminar en tercer puesto en la octava y última prueba del campeonato.

Sergio Pozos con parte de sus trofeos
Sergio Pozos con parte de sus trofeos
Sergio Pozos Pérez todo un Campeón de España sobre ruedas

El pasado 20 de octubre Sergio Pozos Pérez se proclamó Campeón de la Copa de España de ciclismo Adaptado 2018 en categoría MH3, en Badajoz.

Dicho así parece simple y escueto

Si añadimos que la Copa de España de ciclismo adaptado consta de ocho pruebas que se realizan por todo España (Cantabria, 3 en Murcia, Arcas, Tomelloso, Valencia y Badajoz), es decir, la más cercana a más de 300 km de distancia, parece que la cosa es más seria.

Si le sumamos que Sergio compite en la categoría MH3 debido a su paraplejia, que la U.C.I. cataloga como clase 3 al no poder mover el tren inferior, parece que esto ya tiene más mérito.

Y si decimos que ha ganado por regularidad, constancia, perseverancia y esfuerzo, dado que es el único  corredor de su categoría en puntuar en todas las carreras, incluso por delante de los fenómenos Israel Rider y Luis Miguel García-Marquina, que aseguraban la victoria en cada una de sus  participaciones, hace que lo conseguido por el ciclista tudelano en Badajoz sea mucho más que un maillot Nacional y una medalla, sea un premio al Valor, la Constancia y la Fuerza de Voluntad.

DSC_0593 1

Sergio Pozos, a sus 36 años, deja atrás aquel fatídico 6 de septiembre de 2012 que, aparentemente, truncaba su vida.

Un accidente laboral, una caída del andamio en el que trabajaba en una obra en Logroño, lo empujaba a una vorágine de UCIs, operaciones y Hospitales, rompiéndole todos los planes de futuro que tenía.

En el propio Hospital de Parapléjicos de Toledo, en el que permaneció cinco meses, tuvo su primer contacto con una “handbike”, a principios de 2013, gracias a la Fundación FUCICAM. Tras su salida de Toledo en marzo 2013, su meta era andar en bici y "no ser un florero", según comentaba le propio Sergio.

El azar hizo que el mismo día del accidente, un año más tarde, y muy cerca del Hospital de san Pedro, primer lugar que visitó después de la caída, le llegara la primera handbike a Sergio, conseguida gracias también a las entradas de un concierto benéfico que organizaron, así como la venta de boletos para un sorteo de un viaje donado por Viajes Que Me Voy.

En Diciembre de 2013 participó en la carrera Ponle Freno para colaborar en la recaudación de dinero para dos handbikes para el hospital de Toledo. Y de ahí en adelante, su vida ha sido la bici.

Con entrenamientos personales fue progresando poco a poco, a la vez que se adentraba en ese mundo inmenso de mejorar materiales y calidades de los elementos de la handbike.

Compite bajo el amparo del equipo IBILI KIROLAK de Pamplona que es una asociación para potenciar el deporte adaptado en todas sus categorías con el que consigue algo de ayuda para los múltiples desplazamientos.

En 2017 decide tomárselo más en serio, si cabe, y va subiendo su rendimiento.

En la temporada 2018 consigue, a base de constancia y pundonor, poder acudir y puntuar en las ocho carreras de la Copa de España, alcanzado un total de 336 puntos que le dieron la victoria final.

Desde agosto de 2018 tiene un entrenador personal profesional que le marca exhaustivamente entrenos, potencias y alimentación.

El entrenamiento de esta modalidad, debido a la imposibilidad o, más bien, a la peligrosidad de la conducción en carretera, dada la poca altura a la que se encuentra la handbike respecto al vehículo que se acerque, obliga a que se realice en un rodillo electrónico que simule las diferentes situaciones de la carrera, compaginándolo con mucho gimnasio

Su meta para la temporada 2019 será hacer lo mejor posible el campeonato de España, un tercer puesto sería un éxito maravilloso en la Copa de España y poder hacer una prueba de la Copa del Mundo.

Su punto crítico, dado el nivel que ha obtenido con este triunfo y con las metas planteadas para 2019, es conseguir sponsorización suficiente que le permita afrontar todos los gastos de viajes, materiales, etc.

Sergio ha sido reconocido por la Federación Española de Ciclismo como Campeón de la Copa de España 2018, pero lo mismo habría que hacer, aunque lamentablemente no tiene derecho a maillot y medalla, a su inseparable compañera Bea Lorente Parcés.

181027_SERGIOPOZ_84493

Bea, no solo ha sido su ayuda de cámara, su enfermera y sicóloga, sino que ha sido su conductora, mecánica, utillera, animadora, fotógrafa, manager y cuidadora de su perro Rolo durante las carreras. Esa labor ingrata, oscura, que normalmente no se aprecia y menos desde fuera.

En definitiva tenemos dos Campeones de España, uno, Sergio que a sus 36 años, tiene una gran progresión dentro del ciclismo adaptado y otra, Bea, que lo seguirá por todos los circuitos de España.

Enhorabuena Campeones. Es digno de elogio, no solo el Premio conseguido, sino la trayectoria deportiva y personal que os ha llevado a este triunfo, demostrando, una vez más, que el esfuerzo, la dedicación y las ganas, dan sus frutos.