• Diario Digital | Jueves, 21 de Febrero de 2019
  • Actualizado 00:12

CINCO VILLAS

Un tributo al pasado romano de Castiliscar

El Museo de la Orden de San Juan de Castiliscar inaugurará el próximo sábado, a partir de las 17.00 horas, una sala dedicada a su pasado romano, presente en diferentes tesoros encontrados en yacimientos de la localidad.

La Sala Calventius del Museo de la Orden de San Juan y la Encomienda de Castiliscar se abrirá al público el próximo sábado para mostrar la riqueza del patrimonio romano encontrado en la localidad
La Sala Calventius del Museo de la Orden de San Juan y la Encomienda de Castiliscar se abrirá al público el próximo sábado para mostrar la riqueza del patrimonio romano encontrado en la localidad
Un tributo al pasado romano de Castiliscar

El Museo de la Orden de San Juan de Jerusalén y la Encomienda de Castiliscar tendrá a partir de este próximo sábado, 9 de febrero, una nueva sala dedicada a la huella de Roma, muy presente en la localidad.

Se trata de la Sala Calventius, que se abrirá a las 18.30 horas del citado día, aunque las actividades comenzarán a las 17.00 horas, con la conferencia del arqueólogo Javier Andreu bajo el título ‘De Caesar Augusta a Pompelo, la huella de Roma en Castiliscar’. El especialista también explicará todos los materiales que acoge la sala, ya que ha coordinado los proyectos de museografía del espacio.

El tema de esta conferencia que pronunciará Andréu está estrechamente ligado a lo que va a poder verse en esta nueva sala, ya que va unida a una importante vía que conectaba el valle del Ebro, desde Caesar Augusta (Zaragoza), con el Pirineo, tanto occidental, por Pompelo (Pamplona), como por el central, por Iacca (Jaca). 

Además, el término municipal castilicense cuenta con numerosos vestigios y yacimientos romanos de alto valor histórico, como Sonavilla, un posible mausoleo de carácter funerario; Collado Malvar, una Villa Romana; un tramo de la calzada romana de Caesar Augusta a Pompelo y, por último, San Román con restos de mosaicos en su interior, aunque este edificio es desde la época medieval una ermita cristiana.

“Puede decirse que San Román fue el enclave antecesor de Castiliscar. De él o de Sonavilla pudo proceder el sensacional sarcófago paleocristiano del s. IV d.C. que hoy guardamos en nuestra iglesia, un sarcófago de mármol de Luni-Carrara (Italia) cuya iconografía es extraordinaria, ya que mezcla la tradición clásica y el mensaje doctrinal cristiano en torno a la fe”, explica José Juan Arcéiz, concejal del Ayuntamiento de Castiliscar.

La calidad de los materiales recuperados tanto en Sonavilla como en Collado de Malvar pone de manifiesto la importancia de esos espacios rurales próximos al paso de la vía que, viniendo de Los Bañales, se dirigía al Cabezo Ladrero de Sofuentes. Unos “enclaves en los que se han encontrado materiales de alto valor histórico que serán los protagonistas de la nueva sala”, explica José Juan Arcéiz, concejal del Ayuntamiento de Castiliscar.

Con tan profunda presencia romana, no es de extrañar que el museo castiliscense quiera honrar su pasado con la Sala Calventius, que recibe su nombre del primer habitante del término de Castiliscar que aparece en una de las inscripciones –donada por un vecino-- que se expondrán en dicha sala.

Esta pieza contiene una inscripción del siglo I d. C., que pudo ser leída utilizando la técnica de la fotogrametría digital. El protocolo de lectura “se ha publicado en una prestigiosa revista de impacto internacional en estas últimas semanas”, indica Arcéiz.

En esta sala también se expondrá otra inscripción donada por otro vecino, procedente de Sofuentes, también fechada en el siglo I d.C.. Se “trata de piezas excepcionales, cuyas inscripciones son de las más antiguas conocidas en la Comarca de Cinco Villas, según nos han indicado los expertos”, indican desde el consistorio castiliscense.

Junto a estas magnificas piezas se expondrá también diferentes materiales recuperadas de los yacimientos del término municipal, hasta completar en esta primera fase una impresionante colección de época romana, “que creemos será un referente provincial”, apunta José Juan Arcéiz.

Próximos proyectos

Para una fase posterior, este proyecto museístico contempla la colocación de una serie de paneles informativos donde se contemplarán los diferentes yacimientos del término municipal y adyacentes y otro en el que se verán espera albergar los miliarios aparecidos en el término municipal.

“Queremos cumplir el deseo del pueblo de Castiliscar de que regresen a nuestro pueblo y se coloquen en el museo al menos dos de los seis miliarios que se encuentran en el Museo de Navarra y que son propiedad de nuestro municipio, al ser recogidos de nuestro término municipal en el primer tercio del siglo XX, por el Padre Escalada”, explica José Juan. Estas piezas “con buen criterio en aquellos momentos del consistorio de la época se dejaron en depósito en el castillo de Javier”, explica José Juan Arcéiz, apoyándose en las actas del pleno en que se aprobó esta decisión. Para cumplir este deseo “se han iniciado los trámites junto al Gobierno de Araron y esperamos que se resuelva satisfactoriamente en un plazo corto de tiempo”, concluye el concejal.

Igualmente, en la sala, mientras estos miliarios llegan, se colocarán algunas piezas que requieren restauración, pero tendrán que esperar a tener financiación para repararlas. Serán piezas pequeñas recuperadas de los diferentes yacimientos”, afirma el concejal Castiliscar, quien “espera” que este proyecto “sea una realidad para el mes de septiembre u octubre, cuando concluya el estudio que una alumna de la Universidad de Navarra está haciendo sobre las mismas”. 

Se trata de Nerea López, bajo la tutelado de Javier Andreu. Un estudio encaminado a determinar qué piezas son las ideales para completar ese expositor.