• Diario Digital | Martes, 16 de Enero de 2018
  • Actualizado 09:00

CINTRUÉNIGO

Una estrella espectacular guía a los Reyes Magos en la cabalgata cirbonera

Niños cargados de ilusión y mayores rememorando su niñez, recibían a media tarde a los Reyes Magos, que portaban crespones negros,  a lo largo del recorrido habitual que finalizaba en el polideportivo.

Los Reyes Magos ha su llegada al Ayuntamiento de Cintruénigo
Los Reyes Magos ha su llegada al Ayuntamiento de Cintruénigo
Una estrella espectacular guía a los Reyes Magos en la cabalgata cirbonera

Niños cargados de ilusión y mayores rememorando su niñez, recibían a media tarde a los Reyes Magos, que portaban crespones negros,  a lo largo del recorrido habitual que finalizaba en el polideportivo.

Sobre las 17 horas y una vez  visitada la residencia de ancianos donde fueron recibidos con entusiasmo por los ancianos y trabajadoras a quienes entregaron unos obsequios, se desplazaban al Ayuntamiento en coches descapotables. Una vez en la plaza se desplazaban a pie hasta las puertas del Ayuntamiento saludando a los niños. Allí los recibía la alcaldesa, acompañada de los miembros de la Corporación, y les entregaba las llaves de la villa. Luego salían al balcón principal y se dirigían a los pequeños. Posteriormente Sus Majestades se desplazaban hasta la iglesia parroquial y presentaban sus ofrendan ante el Nacimiento, teniendo lugar posteriormente el auto sacramental de los Reyes Magos en su encuentro con Herodes.

Sobre las 18,30 se iniciaba la tradicional Cabalgata  en la que los Reyes Magos iban en sus carrozas saludando a todos los niños y personas de todas las edades que se encontraban a lo largo del recorrido. Una gran estrella que la organización había remozado con más espectacularidad abría la comitiva real alternándose con carrozas del pregonero real, un nacimiento viviente, trompetas y tambores y carrozas con regalos. La comitiva real se cerraba con el tren del carbonero que este año estrenaba también iluminación. Llegados al polideportivo los tres Reyes Magos se sentaban en sus tronos y recibían uno a uno a los niños, y les entregaban una bolsa de chicherías.

Los Reyes con los niños 036

Entrando en la página solicitadaSaltar publicidad