• Diario Digital | Viernes, 21 de Julio de 2017
  • Actualizado 04:35

TUDELA

Cuenta atrás para el cambio de nombre de calles en el Barrio de Lourdes

Cuenta atrás para el cambio de nombre de calles en el Barrio de Lourdes

El cambio de los nombres de 49 calles del tudelano Barrio de Lourdes llega a su cuenta atrás definitiva. La medida se hará efectiva en los próximos meses, toda vez que el proceso se escalone en un calendario de acciones dirigidas a informar e involucrar a los vecinos afectados. La primera cita de esta recta final antes del cambio definitivo tendrá lugar este domingo 28 de mayo, con una reunión informativa en el Centro Cívico del Barrio de Lourdes.

En la reunión abierta del 28 de mayo está prevista la intervención del alcalde de Tudela Eneko Larrarte y de representantes de los grupos municipales que conforman el equipo de gobierno: Milagros Rubio (I-E); Martín Zabalza (PSN) y María Joaquina Gómez (Tudela Puede).

Dentro de esa campaña informativa, el lunes 5 y el miércoles 7 de junio a las 19:30 horas, y también en el Centro Cívico del Barrio de Lourdes, se celebrarán asambleas dirigidas a los vecinos y vecinas de las calles, con el fin de resolver cualquier duda al respecto, y de informar con más detalle de todo el procedimiento, así como para acordar los nombres a designar.

Para ello, durante la próxima semana, se van a buzonear cartas a todos los vecinos de estas calles informándoles de este tema e indicándoles la fecha concreta, de las dos reuniones previstas, a la que deben acudir.

Posteriormente, en fechas que se darán a conocer públicamente y en las asambleas de los días 5 y 7 dejJunio, el Ayuntamiento tiene previsto el someter al refrendo de las y los vecinos los nombres propuestos por el propio consistorio, así como cualquier otro que pudieran proponer .

Los nombres alternativos de estas calles se aprobarán en un pleno municipal.

El Ayuntamiento realiza esta medida en cumplimiento de la Ley Foral aprobada el 26 de noviembre de 2013, de reconocimiento y reparación moral de las ciudadanas y ciudadanos navarros asesinados y víctimas de la represión a raíz del golpe militar de 1936. Una Ley que establece en el Título II las obligaciones de las administraciones públicas y las entidades privadas en la retirada de los símbolos, leyendas y menciones franquistas y de anulación de distinciones, nombramientos, títulos y honores institucionales. Una retirada que solicitó formalmente y por escrito el pasado mes de diciembre la AFFNA (Asociación e Familiares de Fusilados de Navarra), y que los grupos del equipo de gobierno municipal (IE, PSN, TP) tenían previsto realizar.