• Diario Digital | Jueves, 16 de Agosto de 2018
  • Actualizado 17:27

TUDELA

Ayerdi visita la nueva unión entre las dos autopistas

El ramal ha entrado en servicio el 1 de junio tras las obras de acondicionamiento con objeto de evitar el tráfico por la N-121-C de unos 1.300 vehículos al día.

El vicepresidente Ayerdi, junto al nuevo acceso de la AP-15
El vicepresidente Ayerdi, junto al nuevo acceso de la AP-15
Ayerdi visita la nueva unión entre las dos autopistas

El vicepresidente de Desarrollo Económico, Manu Ayerdi, ha visitado esta mañana el nuevo ramal del enlace habilitado para acceder a la AP-68 desde la AP-15, a la altura de Castejón, que ha entrado en servicio el 1 de junio tras las obras de acondicionamiento que permiten descargar de tráfico pesado a la N-121-C (Tarazona-Tudela), vía que desde diciembre de 2017 ha sufrido un incremento de tráfico de 1.300 vehículos diarios, en sentido sur.

Entre las obras de reforma realizadas en el acceso y la reparación del firme de la N-121C, muy deteriorado por el aumento del tráfico y las lluvias caídas estos meses, el Gobierno de Navarra ha invertido una cantidad próxima a los 994.000 de euros.

De esta manera, se reduce el riesgo de siniestralidad en esta vía, y se da fluidez al tráfico, muy congestionado especialmente en el tramo en Tudela que enlaza la AP-68 con la A-68 (en la llamada rotonda de los Institutos). Se trata además de una zona de gran densidad de circulación, por ser la vía de acceso al I.E.S. Valle del Ebro, pero también de la ETI (centro de formación profesional), de las facultades de la Universidad Pública de Navarra en la capital Ribera y también del Hospital Reina Sofía.

Durante la visita con la prensa, el vicepresidente Ayerdi, ha estado acompañado por el director general de Obras Públicas, Natxo Nagore, el alcalde de Tudela, Eneko Larrarte, así como con el alcalde de Murchante y presidente de la Mancomunidad de la Ribera, Tomás Aguado. 

Autoridades, con el mapa de la zona en la que se han realizado las actuaciones

Obras de acondicionamiento

Las actuaciones para descongestionar el tráfico en el tramo de Tudela de la N-121-C han requerido desplazar 17 kilómetros más al norte el trasvase de vehículos, concretamente desde la A-68 a la altura de Castejón (el itinerario tradicional del tráfico hasta diciembre). Desde allí, se ha habilitado un nuevo acceso en dirección sur y gratuito por la AP-15 hasta enlazar con la AP-68 en un tramo de 5,6 kilómetros, salvando la prohibición a los camiones de 4 ejes de circular por la N-232 (prolongación de la A-68) en La Rioja.

En cuanto a los trabajos, han consistido principalmente en tareas de tratamiento, señalización y repintado del firme por importe de 332.000 euros. Audenasa, empresa concesionaria de la AP-15, ha realizado trabajos de repaso de firmes asfálticos y movimiento de tierras y drenajes, además de señalizaciones y balizamientos, todo ello por importe de 262.000 euros.

A esta inversión hay que sumarle una reparación del firme del mencionado tramo de la N-121-C, muy deteriorado por el considerable aumento del tráfico y la abundante lluvia registrada desde diciembre, con un coste de 400.000 euros.

Cronología de un itinerario alternativo

En diciembre entra en vigor un convenio suscrito entre la Administración General del Estado, el Gobierno de La Rioja y la concesionaria de la Autopista Vasco-Aragonesa con objetivo de resolver la congestión del tráfico producida en la N-232, tramo no desdoblado en La Rioja de la A-68. El convenio prohíbe a los vehículos pesados (de cuatro o más ejes) y reduce a estos el precio de los peajes.

La nueva situación dispara el número de camiones pesados en la N-121-C, especialmente a la altura de Tudela. Los estudios de Obras Públicas cifran el aumento en 1.300 diarios en cada sentido.

Ante el problema creado, el Gobierno de Navarra, tras mantener diversas reuniones, formaliza un convenio con Audenasa, fechado el 30 de mayo, con el fin de abrir un acceso construido pero no operativo y la gratuidad de los 5,6 kilómetros del tramo de la AP-15.

Prohibición tráfico pesado en la N-121-C en sentido sur

Además, una resolución del director general de Interior, establece medidas especiales para regular el tráfico en la N-121-C. En concreto, se prohíbe el tráfico de vehículos pesados por la citada vía en sentido sur, en el tramo entre Tudela y la A-68 y el enlace con la AP-68 desde el 1 de junio, coincidiendo con la fecha de apertura del nuevo acceso en Castejón. 

Durante estos últimos días se ha procedido a informar de la prohibición tanto a transportistas como a las asociaciones del sector. Asimismo, se ha instalado la correspondiente señalización informativa. 

A partir del lunes 11, dicha prohibición se sancionará con 200 €. La prohibición tiene una vigencia de 5 años, tiempo en el que se espera que el Ministerio ejecute las obras de desdoble de la N-232 en La Rioja, eliminando el problema de origen.